viernes, 28 de agosto de 2015

Yerevan


historia reciente:



Desde 1995 en adelante, los sectores productivos tradicionales cambiaron, orientándose hacia el procesamiento de piedras preciosas, la fabricación de joyas, la tecnología en comunicaciones y el turismo, logrando un fuerte crecimiento de la economía. Este progreso continuado, habilitó préstamos del FMI y del Banco Mundial, así como de países extranjeros. Para continuar su crecimiento en el siglo XXI, Armenia deberá reducir el déficit presupuestal, estabilizar la moneda, favorecer el desarrollo de la agricultura, el procesamiento de comida, el transporte, además de fortalecer la salud y la educación.
Con votación de 92 a 1, el parlamento armenio abolió la pena de muerte en setiembre de 2003, ratificando el Protocolo No. 6 de la Convención Europea de Derechos Humanos. El presidente Kocharian modificó la sentencia de 42 prisioneros, que cumplirían cadena perpetua.


En diciembre de 2003, seis personas fueron sentenciadas a cadena perpetua por su participación en el asalto de 1999 al parlamento que cobró la vida del entonces primer ministro y de varios legisladores.
A fines de mayo de 2004, los ministros de Relaciones Exteriores de Armenia y Azerbaiján se reunieron en la ciudad de Stirin (República Checa) para buscar una solución pacífica al conflicto de Nagorno- Karabaj. La reunión fue convocada por los integrantes ruso, francés y estadounidense del Grupo de Minsk de la Organización para la Seguridad y la Cooperación en Europa. Este era el más antiguo de los conflictos territoriales postsoviéticos.
En junio de 2004, la UE congeló más de 100 millones de dólares de ayuda para Armenia debido a que el país se rehusó a dar una fecha precisa para el cierre de una vieja planta nuclear rusa. La planta Metsamor ubicada a 40 km al oeste de Yereván –cerrada en 1988 y reabierta en 1995– estaba construida en una de las zonas sísmicas más activas del mundo.

Cientos de miles de personas tomaron las calles de Yereván en abril de 2005, cuando se cumplían 90 años de la masacre perpetrada por el Imperio Otomano, para presentar sus respetos a las víctima y exigir reconocimiento mundial de lo que la mayoría de los armenios sostiene fue el primer genocidio del siglo XX. El presidente Kocharian lideraba por entonces los esfuerzos para que las muertes fueran reconocidas como genocidio, pero Turquía seguía aduciendo que se trataba de meras bajas de guerra. Francia, Rusia, Polonia y Alemania se encontraban entre 15 países que presionaban a Ankara para que reconociera el genocidio, mientras Turquía se aprestaba a ingresar a la Unión Europea.

En marzo de 2007, Armenia e Irán inauguraron la primera sección de un gasoducto que uniría ambos países. El gasoducto serviría para reducir la dependencia energética de Armenia con Rusia.

pobreza:

  • En Armenia, muchas personas que viven en las afueras de las áreas urbanas carecen de una educación apropiada que pueda ayudarles a encontrar empleo.
  • Los trabajos estables son difíciles de hallar y a menudo la paga no es suficiente para cubrir los gastos.
  • La mayoría de los hogares pobres ve en la educación la manera de que sus hijos escapen de la pobreza.

yerevan:
 Yerevan es desordenada, caótica y fea al primer golpe de vista. La primera sensación que transmite es de peligrosa si no sabes por donde debes moverte. Está bastante sucia. La gente conduce de forma temeraria, prácticamente sin respetar las casi inexistentes normas de circulación. Parece mentira que no haya más accidentes y atropellos dada la forma tan temeraria de circular. Sus habitantes son extremedamente hospitalarios y amables. Otro de las atracciones de la ciudad son sus magníficos cafés, que reúnen por las tardes y las noches a lo mejor de la alta sociedad armenia.


Yerevan crece sin orden ni concierto, con grandes desigualdades sociales, sin infraestructuras básicas y sin un modelo urbanístico claro. Se observa una gran herencia arquitectónica soviética y también partes realmente tercermundistas. Tras la caída del sistema soviético y los difíciles años 90, comenzó una carrera por hacer dinero rápido y fácil.
Por las pocas y deficitarias carreteras con las que cuenta el país circulan coches de alta gama de fabricación europea de gran cilindrada. En un país que destaca por la falta alarmante de infraestructuras (red ferroviaria, alumbrado público, asfaltado, etcétera), la gente desea conducir coches de lujo, símbolo de prosperidad. En la capital el impulso consumista es evidente: ello destaca con la falta de las infraestructuras más básicas y las grandes diferencias sociales.
Si deseas conocer un lugar diferente, caótico e interesante, cargado de vida y desconcierto, Yerevan puede ser de tu gusto. Seguramente nunca hayas visto algo parecido.


-El centro de Yerevan es realmente agradable y bonito. Hay multitud de parques, valles, pequeños lagos y fuentes. Si te quedas en el hotel "Armenia" tendrás la posibilidad de ver la plaza de la República desde el hotel. Su enorme fuente y su armonía arquitectónica parecen hechas de rosas y blancas piedras.

-El museo de Historia y la Galería Nacional de Arte están situadas no muy lejos de la plaza. Allí podrás contemplar los lienzos de Ajvazowsky,Kandinski, Kurbe, Folk y Garzu, miembro de la academia francesa.

-El instituto de manuscritos de la antigüedad tampoco está lejos de la plaza. Es un edificio muy bonito con un impresionante grupo de estatuas. Trece mil libros y manuscritos escritos en armenio, griego, latín y otros idiomas están aquí guardados. Muchos libros están adornados con espléndidas miniaturas. Hay otros muchos museos en Yerevan, que podrá disfrutar a tu llegada. 


-A unos 30 km de la capital se halla Garni,donde encontrará un templo pagano. Se trata de un raro ejemplo de arquitectura helénica rodeada de naturaleza pictórica. A pocos km de Garni hay un lugar místico: el monasterio de Gegard. La mitad del monasterioe stá excavado en un único bloque de piedra. Cuando entre se encontrará en una iglesia en activo.

-Lógicamente, debería visitar la catedral en la pequeña ciudad de Echmiatsin, a 20 km de Yerevan, el centro religioso de los armenios de todo el mundo. La catedral, rodeada de maravillosas iglesias, tiene más de 1000 años. Se recomienda que vaya a una misa del domingo, merece la pena escucharla.

-En el camino a Echmiatsi

-El cañon: situado en el centro de la capital. A lo largo de Yerevan hay un modesto río- el Hrazdan- que fluye a través de un profundo cañón. Es un sitio realmente agradable. Tus hijos se lo pasarán en grande en “el tren de los niños”. 


-Si quiere comprar algo de comer, no es mala idea dirigirse al mercado central. Está en la calle Mashtot. Allí podrá degustar el original pan armenio: lavash. Es muy fino y sabroso. Además encontrará todo tipo de frutos secos. Se recomienda que pruebe el soojookch. Es realmente delicioso. Está hecho de zumo de uvas con nueces. El mercado sólo abre los sábados y domingos, aunque no cierra ninguna temporada del año.
-Otro mercado importante es el “mercado abierto”. Allí podrá comprar, entre otras cosas, alfombras, manteles, vajilla de cerámica, y objetos de joyería trabajados en oro y plata.
-En el centro de Yerevan puede visitar la mezquita iraní, que data del siglo XVIII.
-Si tiene algún problema de estómago se sugiero que vaya a Jermuk. Está situada en la parte sur de Armenia. Allí sale agua de unos geysers, que se receta como terapia contra los dolores estomacales. 

-En Sisian, en la región de Siunik, en las colinas de Ukchatasar, encontrará un lago rodeado de rocas y piedras. Hay unos tallados en las piedras, cuyos autores se desconocen, aunque hay varias versiones al respecto. Una de las versiones más extendidas es que fue tallado por los Aryanos. Es un sitio único: colores grises, rojos, violetas y amarillos están mezclados por todo el lugar. Se recomienda visitar este mágico lugar y absorber toda la energía positiva de estas viejas civilizaciones. Eso sí, debe alquilar un jeep y a un guía local si no quiere correr el riesgo de no encontrarlo.

-No se sorprenda si, a mitad de julio, ve a alguien echando agua sobre la gente. Es una tradición que data de tiempos inmemoriales. El cristianismo la ha adaptado a su calendario de fiestas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario